Estos son los cambios que trae la Ley contra la Usura Crediticia

¿Cuánto estamos pagando de más a las entidades financieras cuando pedimos un préstamo? Históricamente en Costa Rica varios actores de la banca tradicional y comercios se han aprovechado de la ausencia de topes de intereses. La posibilidad de este abuso se acaba con la entrada en vigencia de la Ley contra la Usura Crediticia. (Su nombre oficial es Ley de la Promoción de la Competencia y Defensa Efectiva del Consumidor.)

Este 20 de junio se publicó en el diario oficial La Gaceta y viene a definir un tope para fijar las tasas máximas en préstamos y tarjetas de crédito. 

¿Cómo se come esta nueva Ley contra la Usura Crediticia? Vayamos por partes. Primero que nada, la definición de ‘usura’ sacada diccionario es: “Práctica que consiste en cobrar un interés excesivamente alto por un préstamo”. Ahí el dato curioso. Por otro lado, los intereses son los pagos en el tiempo a una entidad financiera. 

Los bancos reciben un porcentaje adicional por aceptar prestar dinero. Lo normal es que, entre más alto es el monto, mayor es la tasa de interés. En el país, el promedio actual ronda el 45% y el máximo por un 55%.

Ahora, las máximas tasas de interés que un banco o entidad financiera puede cobrar por préstamos son: 

Intereses en colones: 39% anual
Intereses en dólares: 31.5% 

En caso de que los créditos sean menores de ¢675.000 (microcréditos), los porcentajes son:

55% en colones
45.66% en dólares

¿Y qué pasa si un banco se excediera con estos intereses? La nueva Ley contra la Usura Crediticia indica que aplica como delito de usura. En ese caso conlleva entre 6 y 24 meses cárcel. Además, si se comete contra los consumidores, el castigo podría duplicarse.

La metodología de cáculo de la tasa máxima de interés para los créditos que deberá usar el Banco Central de Costa Rica (BCCR) se estableció por esta fórmula:

Tope de interés = (Tasa de interés activa + 12,8 puntos porcentuales) x 1,5.

¿Para qué funciona?

¿Se imaginan pedir dinero prestado y terminar pagando hasta el triple del monto solicitado?

Con la definición de topes máximos para los intereses, rige una protección para el consumidor. Aquí se han registrado casos en entidades como comercios de electrodomésticos donde la tasa de interés puede ir de un 40% a un 117%. (Según datos del MEIC.)

Estos son los montos que se evidencian al hacer una conversión de tasas mensuales a tasas anuales. Se hacen más espeluznantes cuando se identifica cómo crece el monto de pago en intereses por el total del tiempo de pago del préstamo.

El número de tarjetas en Costa Rica para enero del 2020 era de 2.945.000.
El número de tarjetas en Costa Rica para enero del 2020 era de 2.945.000.

Cambios en las tarjetas de crédito

El número de tarjetas en Costa Rica para enero del 2020 era de 2.945.000. Las disposiciones de la nueva Ley contra la Usura Crediticia traerá cambios.

Para el año pasado algunas opciones de tarjetas de crédito tenían intereses anuales entre un 40% y 49.9%. Según el MEIC esta cifra ronda los 1.690.000 plásticos. Por otro lado, más de 1.490.000 tarjetas de crédito tenían un interés en dólares que ahora deberán reajustar su tasa.

Estos cambios, según actores de la banca, generará que, cerca de 120.000 clientes, no podrán mantener sus tarjetas con las nuevas reglas. 

Las nuevas disposiciones empezarán a regir en julio y no serán retroactivas (es decir, funcionarán para los nuevos créditos y tarjetas). Además, la tasa se actualizaría dos veces al año; en enero y julio.

Actualmente en OMNiMoni contamos con una tarjeta de débito que puede ser solicitada desde la súper app. Es uno de los beneficios presentes para el primer neobanco de la región, con la misión de que podás digitalizar tus finanzas.


TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR

El servicio incluye un monedero digital, una tarjeta de débito MasterCard y elimina los métodos tradicionales de la banca.

OMNi lanza su servicio financiero 100% digital

Finanzas_Digitales_OMNi

¿Qué son las finanzas digitales?

Las finanzas digitales en Latinoamérica crecen sin parar_OMNi

Las finanzas digitales en Latinoamérica crecen sin parar

Dejá un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *